La bodega Ramón Bilbao cumple un siglo con un nuevo enfoque centrado en la curiosidad

La prestigiosa marca de vinos coloca la curiosidad y la maestría en el centro de su nuevo posicionamiento como el rasgo distintivo que la ha llevado a liderar el sector.

Ramón Bilbao, una de las bodegas más reconocidas tanto en España como en el ámbito internacional, celebra este año su centenario con una serie de innovaciones que reflejan su evolución y consolidación en el sector vinícola.

Con un siglo de trayectoria, la firma ha decidido dar un giro en su comunicación y presenta su nueva plataforma de marca centrada en el valor de la curiosidad, que se condensa en el lema "La curiosidad nos hace mejores".

La historia de Ramón Bilbao está marcada por un constante espíritu de innovación y búsqueda de excelencia. Desde sus inicios, la bodega ha sabido combinar la tradición con un enfoque innovador que ha sido clave en su desarrollo y expansión. Este enfoque se ha traducido en una búsqueda incansable por mejorar y por explorar nuevos horizontes en el mundo del vino, lo que ha posicionado a la bodega como un referente de calidad y liderazgo.

Con la mirada puesta en el futuro, pero sin olvidar el rico legado del pasado, Ramón Bilbao ha emprendido una reflexión profunda sobre su identidad y los valores que quiere transmitir a sus consumidores. El resultado es una apuesta clara por valorizar la curiosidad como motor de progreso. Según Ángela Rich, Senior Brand Manager de la bodega, el nuevo mensaje busca resaltar cómo "la combinación entre la maestría de la experiencia con la capacidad de hacerse preguntas y cuestionar lo establecido" forma parte esencial de la cultura de Ramón Bilbao.

Bodegas Montecillo, impulsores en sostenibilidad y tecnología en el campo

Jesús Hernández, responsable de viticultura y medioambiente de la Bodega, reflexiona sobre el futuro del sector y el papel de las bodegas como impulsoras del cambio en el campo. La bodega riojana conserva una vinculación de décadas con viticultores locales, apoyando al campo y el trabajo artesanal, pero con la mirada puesta en el futuro y la búsqueda de talento joven.

El pasado 15 de marzo Bodegas Montecillo celebró sus jornadas de puertas abiertas en un encuentro en el que sus viticultores, con los que les une una vinculación de décadas, disfrutaron de unos vinos y una visita a la bodega. Junto a Mercedes García Rupérez, Directora Técnica y enóloga de Bodegas Montecillo, y con la ayuda del equipo de enoturismo, estuvo presente Jesús Hernández, responsable de viticultura y medioambiente en Bodegas Montecillo, y quien mantiene el trato continuado y estrecho con los viticultores colaboradores durante todo el año.

Dentro de Bodegas Montecillo Jesús es el encargado de gestionar las relaciones con los proveedores así como de los controles de calidad que los viticultores colaboradores de la bodega deben de mantener. Su labor es la de nexo entre los agricultores y Bodegas Montecillo, estableciendo con ellos unos lazos que no solo son profesionales sino que también consisten en asesorarlos e informarles para que sus viñas y productos sean de la mejor calidad. Apodado cariñosamente "Chuchi", la pasión de Jesús por el terruño le viene de familia, ya que su padre fue viticultor como él y su abuelo, agricultor. Desde joven sintió una fuerte conexión con la naturaleza que le llevó a entender la viticultura como un modo de vida en lugar de un mero oficio. De este modo, comenzó su andadura en este campo estudiando el grado de Ingeniería Agrícola y un máster en Ingeniería Agronómica, ambos en la Universidad de La Rioja y tras haber trabajado en otras bodegas de renombre, en 2021 se unió al equipo de Bodegas Montecillo.

Bodegas Familiares Matarromera Honrada con el Premio a la Innovación en la Internacionalización 2023

Bodegas Familiares Matarromera ha sido galardonada con el prestigioso Premio a la Innovación en la Internacionalización 2023. Este reconocimiento por la revista referente digital Qcom.es destaca el compromiso de la empresa con la innovación y la excelencia en la industria vitivinícola.

El presidente de Bodegas Familiares Matarromera expresó su gratitud a la revista y hacia el equipo de innovación y miembros de la empresa cuyo incansable trabajo fue fundamental para este logro. «Es un honor estar con todos ustedes hoy y recibir este prestigioso premio. La innovación es fundamental en nuestra empresa, porque estos avances tienen como objetivo llevar la excelencia a nuestros vinos, valorando las fincas y terroirs con todos los avances enológicos que les con????eren una identidad única a nuestras marcas», afirmó.

La empresa ha sido pionera en muchas mejoras del sector vitivinícola, liderando más de 100 proyectos de innovación nacional e internacional.

Su compromiso con la innovación forma parte de su ADN empresarial y del legado a la zona en la que operamos y al sector.

En su discurso Carlos Moro, presidente de Bodegas Familiares Matarromera, destacó algunos de los proyectos críticos para la empresa y con los que lidera la industria. Entre ellos mencionó Win Sin Alcohol, presidido actualmente por Beatriz Moro, que promovió la aprobación por parte de la Unión Europea de la práctica enológica para la elaboración de vino sin alcohol y la creación de una nueva categoría Nielsen. Win no sólo ha tenido un crecimiento significativo, sino que se anticipó a la tendencia del vino sin alcohol.

El pintor Santiago Picatoste expone en Bodegas Campillo

El artista mallorquín exhibe ya sus obras en el espacio "Campillo Creativo", en la Rioja Alavesa.

Bodegas Campillo abre las puertas al conocido pintor Santiago Picatoste (Mallorca 1971) que presenta una nueva exposición, la cual, según el artista, "está concebida ex profeso para este espacio tan singular y atractivo para cualquier artista, teniendo en cuenta cada pared de la sala "Campillo Creativo".

Así pues, se pueden contemplar obras en metacrilato de la serie ATLAS, catalogadas en el libro Arte Español Contemporáneo; la serie de lienzo White; las series L.E.G.O;. y MAPPED, también en lienzo.

Picatoste también expondrá obras de estas mismas series en la nueva ampliación del Museo Privado de Arte contemporáneo Helga de Alvear y en grandes proyectos como la nueva sede de IBM en Madrid.

Desde que en 1990 se fundó Bodegas Campillo, una gran inquietud y sensibilidad por el mundo del arte ha acompañado a todos los visitantes, y por ello siempre la intención última ha sido la de unir, en un mismo lugar, el mundo del vino y el del arte, un objetivo que se materializó con la creación de "Campillo Creativo", un espacio expositivo dentro de la bodega y abierto al público.

Este sitio usa cookies para mejorar tu experiencia y recoger estadísticas. Navegando por él estarás consintiendo su uso.

Acepto las cookies de este sitio. Ver Más